domingo, 24 de enero de 2016

Pan sin harinas y sin gluten, (con variante vegana).

Las proporciones de esta receta son para 4-6 personas.            

Ingredientes:

1 huevo, (opcional)
2 botes de garbanzos cocidos
1 tarrina de queso de untar 
 sal, (opcional)
1 sobre de levadura química

Preparación:

Escurrir muy bien los garbanzos. Triturarlos un poco, por separado y poner la pasta en el microondas dos minutos,(aprox.), para que se deshidraten un poco.
Una vez deshidratados, ponerlos en una trituradora eléctrica y añadir el huevo, 1/4 tarrina de queso de untar, una pizca de sal y el sobre de levadura.
Triturarlo todo hasta que la masa quede homogénea. Sacar de la trituradora eléctrica y dejar reposar tapado con un trapo o papel film, una 1/2 hora.
Una vez reposado, poner una sartén antiadherente al fuego, e ir poniendo porciones redondas, evitando que se toquen entre sì. 
Cuando se hinchen, le damos la vuelta, para que se hagan por el otro lado.
Sacar del fuego, dejar que se enfríen del todo porque si no se desmiga muy fácilmente y ya tenemos un delicioso pan, para comer como queramos y libre de gluten.

Consejos y comentarios:

Este pan está muy indicado, para celìacos y para personas que hacen dieta, porque normalmente hay que controlar mucho los carbohidratos. Este pan no tiene harinas y es totalmente proteìnico. 
También es ideal, para los niños que no quieren comer legumbres y para consumir en las cenas, porque es cuando los carbohidratos deberìan no consumirse o hacerlo en cantidades muy pequeñas, pues por la noche y durmiendo se queman muy pocas calorìas y especialmente los hidratos de carbono, se acumulan formando grasa en nuestro cuerpo.
Si somos alérgicos al huevo, se puede hacer sin huevo, añadiendo la cantidad proporcional de leche de vaca o leche vegetal.
La sal es opcional, porque los garbanzos y el queso, ya llevan.
Este pan es apto para veganos o vegetarianos, si sustituimos el huevo por leche vegetal y el queso de untar, por tofu.
Se puede añadir a la masa, hierbas y especies diversas, etc., como pimienta, pimentón, orégano, albahaca, tomates secos, anchoas, pipas etc., en el caso de pan salado y frutas escarchados, pasas, trocìtos de chocolate, etc., en el caso de pan dulce.
Podemos darle la forma que queramos al pan, Cuando menos cantidad pongamos, más fino saldrá el pan. Podemos hacerlo tipo, crepes, tortitas mexicanas, pan de pita, panecillos, etc.
Si queremos un pan en forma de barra, o como si fuera pan de molde, hay que hacerlo en el horno y en el caso del pan de molde, ponerlo en una fuente con esa forma. 
Hay que precalentar el horno a 180 grados y una vez caliente tenerlo unos 30-40 minutos dependiendo del tamaño. Y los últimos 10 minutos con el gratinador puesto, para que el pan se dore por encima, vigilando siempre que no se queme. Para asegurarnos siempre de que el pan está hecho, se pincha con un cuchillo de punta, con una varilla de pinchitos o con un aguja de hacer punto y si sale sin masa pegada, ya está en su punto.
Podemos hacer el pan dulce y utilizarlo como postre, para un desayuno o merienda dulces, añadiendo a la masa, 4 cucharadas de azúcar blanco, o 5 de azúcar moreno o 4 cucharadas de miel,  y cuando el pan aún está caliente, espolvorear azúcar por encima, queda super bueno. 
Si estamos a dieta o no podemos tomar azúcar, se le puede poner edulcorante.
Aunque los garbanzos y el queso sean salados, sirve perfectamente como pan dulce, pues en la reposterìa tradicional, casi siempre se le pone algo de sal a las masas.
La misma receta se puede hacer con harina de garbanzo, pero no es fácil de encontrar.



                                                                                
               










5 comentarios:

  1. Los botes de garbanzos son pequeños o grandes?
    Supongo que la foto es el resultado de la receta, tienen buen aspecto.
    Otra pregunta, la masa después de dejarla reposar es manejable?
    Jajaja y me salen nada más que preguntas...La textura se queda bastante parecida al pan? Y el sabor? Se nota el queso o queda bastante neutro?

    Gracias!

    ResponderEliminar
  2. Los botes de garbanzos son grandes.
    Todas las recetas las pruebo primero yo.
    Si que es manejable, por eso es mejor deshidratarla un poco, para que no tenga exceso de agua.
    Piensa que no es pan, no lleva harina, es un sustitutivo vegetal, que da el pego, pero no es pan.
    El sabor es muy bueno si te gustan los garbanzos, a mi me encanta. No se nota el queso demasiado, es como un buen guisado, no destaca nada, pero el conjunto es bueno, (si lo cocinas bien, jajajaja).
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por las respuestas!
      Si tengo oportunidad, seguramente la pruebe de hacer.
      Un abrazo para ti también!

      Eliminar
  3. Hola. Muchas gracias por esta estupenda receta. Si quiero hacerlo con harina de garbanzos que cantidad le pongo? Muchas gracias!!

    ResponderEliminar
  4. La cantidad aproximada para 8 panecillos, sería de unos 350 gr. de harina de garbanzos. Para 4 personas, puedes poner la mitad, o hacer 8 panecillos y ya tienes para un par de días, pues aguanta bien en un recipiente hermético.
    De nada guapa.
    Un saludo.

    ResponderEliminar